No, no tengo manía a Twitter

Este fin de semana estaba en una terracita tomando unas cañas con unos amigos (benditas vacaciones) y me preguntaron cuál era el motivo de mi manía contra Twitter. Primero gracias a los amigos por leer este blog y segundo… No, no tengo manía a Twitter.

Hace años me tocó vivir en primera persona la explosión de la burbuja punto com. Entrevisté a “gurúes” fundadores de start ups de prometedor futuro y, ya entonces, siempre les hacía la misma pregunta: “¿Cómo pretenden conseguir ingresos?”. Twitter está en ese caso. Miles y miles de visitas cada día, todo el mundo hablando de ellos, pero sigue sin existir ese “modelo de negocio” que genere ingresos y haga que Twitter tenga futuro.

Y en el mismo caso se encuentran muchas de las herramientas correspondiente a la fiebre Web 2.0. Nadie niega la gran utilidad que poseen. Lo que queremos es que la sigan teniendo y no pasen a engordar la leyenda negra de Internet.

Si miramos con detalle entre la marea de noticias sobre Twitter veremos que ya se ven indicios claros de hacía dónde pueden ir los tiros. Por ejemplo, Bizz Stone, uno de los fundadores de la criatura ya declaró su interés en que las empresas presentes en Twitter pagaran por su presencia. Una vez demostrada la eficacia del producto, amigos míos, ahora viene la época de pagar!!

Otro ejemplo son las publicaciones que se llevan a cabo. Twitter 101 es una guía que enseña a usar a las empresas este sistema. Para ello utiliza casos de éxito como los de  Dell, D Lite y Coffee Groundz, en los que se puede apreciarse cómo su estrategia en Twitter les ha permitido a los consumidores ordenar sus productos online o contactar con los servicios de atención al cliente.

Si a esto unimos temas que ya hemos tratado con anterioridad, como el cambio claro de enfoque en su home page, vemos que todo va en la misma línea de consolidación del modelo de negocio. Lo que no tiene sentido es que los profesionales de comunicación, por ejemplo, podamos ganar dinero posicionando una empresa en Twitter y el propio Twitter no gane nada con ello, ¿no?

Comparte esta historia

Artículos relacionados

Comentarios desde Facebook

No hay comentarios


  1. Senior Manager

    agosto 10, 2009 en 2:01 pm

    Empresarialmente hablando, las redes comomTwitter carecen de un modelo de ingresos sostenible en el tiempo (sobre todo las gratuitas), lo que deja a todos los usuarios corriendo el riesgo de que llegue el día en que se extingan, y no podamos disfrutar más de sus servicios… y todo debido a que sus estructuras de empresa flotan en un mar de incertidumbres.
    A ver si podemos seguir tuiteando sin pagar.
    SM

    Responder

    • Joaquín Mouriz

      agosto 10, 2009 en 3:56 pm

      Es necesario entender que el “todo gratis” en Internet debe ser cosa del pasado. Todo tiene su valor y si queremos seguir utilizando herramientas interesantes tendremos que hacernos a la idea de que tienen coste. Las empresas on line son empresas como todas las demás y tienen que dar beneficios o desaparecen.

      Por ejemplo, ¿Cuánto tiempo seguiran siendo los CMS como WordPress gratuitos? Ya hay servicios extra de pago. Pagar por tener un blog es cuestión de tiempo.

      Responder

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos obligatorios están señalados *

Echa un ojo a esto

Con la marca personal arriba y abajo

Últimamente las mañanas de domingo se han vuelto ...

Buscar

Sobre el autor


Director de Marca, Comunicación y Publicidad en Cetelem España, grupo BNP Paribas. Miembro de la Asociación de Directivos de Comunicación (DIRCOM). Miembro de la Asociación Española de Responsables de Comunidades OnLine y profesionales de Social Media (AERCO-PSM)
Además de profesor, blogger, marido, padre y friki confeso :-)

Archivo

Categorías

Fotos